Desde 60 €
×

1 Haz clic en la fecha

Disponible

2Elija la Categoría

Por favor, escribes aqui tu comentario respecto a la reserva de entradas :
(150 char. max)

¿Necesitas ayuda para reservar?
CÓMO OBTENER SUS ENTRADAS

Tras la confirmación de su pedido con las localidades exactas reservadas, usted recibirá sus Etickets por correo electrónico a imprimir o presentar en su mobil.

Ubicación

En la categoría elegida, Music & Opera se reserva los mejores asientos disponibles al momento de la compra. Los números de asiento serán confirmados por correo electrónico, excepto para los espectáculos donde los asientos no están numerados. Solo los lugares contiguos se reservan automáticamente. Si no, lo contactaremos.

Precio

El precio de Music & Opera no corresponde al valor facial mostrado en las entradas, pues incluye las tasas y cargos aplicables

Seguro de cancelación

Se te ofrecerà un seguro de cancelación antes de realizar el pago. Más Información

El Club
Music & Opera

Hazte Socio del Club para
Beneficiarte de los precios
Ya eres miembro del Club,
¡Regístrate a tu Cuenta!
Retour

Der Fliegender Holländer ©Thomas Jauck

Wagner Der fliegende Holländer

Del 15 mayo AL 29 mayo 2020
Deutsche Oper - Berlin
Programa

Wagner : Der fliegende Holländer

2 h 15 Cantado en : Aleman
Intérpretes
  • Director de orquesta
    Ivan Repusic
  • Director de escena
    Christian Spuck
  • Intérpretes
    Der Holländer: Michael Volle
    Senta: Ingela Brimberg
    Erik: Robert Watson
    Daland: Tobias Kehrer
    Der Steuermann: Matthew Newlin
    Mary: Ronnita Miller
  • Info Teatro
  • Plano de localidades
  • Sinopsis

Deutsche Oper - Berlin Location Bismarckstrasse 35 - 10627 Berlin Allemagne

  • Capacidad de la Sala : 1859

Pequeña Historia del Teatro …

A diferencia de la Staatsoper Unter den Linden, fundada en el siglo XVIII en el centro de la ciudad y considerada desde siempre la ópera de la realeza, la Deutsche Oper tiene una historia más corta, que empieza 1912, por iniciativa de la burguesía berlinesa, buscando crear un teatro más democrático y accesible. Ubicada en el distrito de Charlottenburg, por entonces considerado fuera de la ciudad. La gran crisis económica derivada de la Gran Guerra, propiciará el rescate del teatro por parte de la ciudad de Berlín.

Rebautizada como Städtische Oper, la institución vivirá a partir de 1925, un corto aunque fecundo período de brillantez, de la mano de Bruno Walter y la gestión de Carl Ebert, asistido por el legendario Rudolph Bing, futuro director del MET. Promoverán el estreno de óperas modernas, como las de Weill o Schreker, que Klemperer no podía estrenar en la Kroll Oper, actualmente cerrada, y desatarán por ello la ira de los nazis, en cuyas manos acabará el teatro. Ebert ya en el exilio, será el fundador del Festival de Glydebourne.

En 1945, el edificio está completamente en ruinas, pero en agosto, la compañía se reúne en el Teatro del Oeste para preparar Fidelio. Permaneció allí hasta 1961. Durante este período, el director Ferenc Fricsay, llevará a la Städtische Oper a recuperar su posición internacional, alternando el gran repertorio y puestas en escena de alta calidad, con obras de Stravinsky y Hindemith, prohibidas por los nazis, y con estrenos mundiales como El abrigo rojo (1954) de Luigi Nono o El Rey Ciervo (1956) de Henze. Una época en la que el teatro descubrió las voces de Dietrich Fisher-Dieskau, Ernst Haefliger y Josef Grendl y en la que Ebert, vuelto del exilió, dio un gran impulso al teatro.

En 1961 se inauguró con Don Giovanni, el nuevo edificio del arquitecto Fritz Bornemann, que volverá a ocupar su lugar en la calle Bismark. El nuevo teatro, moderno y espacioso, goza de excelente acústica y visibilidad para todos los espectadores. Pronto alcanzará renombre internacional por la originalidad y osada modernidad de sus producciones, pero también por su calidad musical, con directores como Maazel, Jochum o Böhm. El teatro siguió en esa década, lanzando nuevos talentos: Evelyn Lear, Gundula Janowitz, José van Dam, Pilar Lorengar, Leonie Rysanek, Anja Silja, Agnes Baltsa...

Los más innovadores y originales directores de escena, han montado aquí, Herbert Wernicke, Jean-Pierre Ponnelle, Robert Carsen, John Dew, Günter Krämer, Hans Neuenfel o Peter Konwitschny, manteniendo vivo el compromiso fundacional de esta institución con Alban Berg, para que los teatros "...representen las óperas clásicas como si fueran modernas...y viceversa".

Deutsche Oper

Sinopsis

Der fliegende Holländer

Después  del éxito conseguido por Rienzi, Richard Wagner abandonará las formas italianas para explorar sus propios medios creativos, por lo que en El holandés errante, tenemos ante nosotros,  la mejor obra  para entender la trayectoria futura de su incomparable genio. Esta ópera que en países como Francia y España ha hecho carrera con el título de El Buque fantasma,  es una obra impresionante donde ya encontramos las características del mejor Wagner: excepcional escritura orquestal, importantes partes solistas y un uso espectacular de los coros.

La renovación del género operístico buscada por Wagner, dará lugar a cambios importantes como la introducción de la técnica del “leitmotiv”, que le permitía definir con frases musicales a los personajes,  objetos, y  lugares. La brillante obertura orquestal ya es en sí misma un resumen de toda la obra. La técnica del leitmotiv le permitirá incluso plasmar con variaciones de las frases, los estados anímicos y los ambientes. El resultado final, dará lugar a verdaderos retratos psicológicos, nunca vistos hasta entonces.

ARGUMENTO

La leyenda del holandés errante,  nos narra una historia de amor imposible con su famoso barco fantasma como telón de fondo. Bajo la influencia de una maldición, el capitán holandés del buque,  vaga sin cesar por los mares, en busca de una joven virgen que se sacrifique por él y le permita obtener su redención. Dividida entre el amor por el mortal Erik y el fantasma errante, Senta, finalmente, se  arrojará al mar para unirse al holandés y ascender juntos a los cielos.

Acto 1

El barco de Daland echa el ancla en la bahía mientras se avecina la tormenta. Al rato llega otro barco, es el del holandés, cuenta la leyenda que una vez cada siete años puede atracar e intentar encontrar una doncella que se entregue a él, por amor,  y le libere del maleficio de vagar por los mares eternamente. El holandés le explica a Daland que ha acumulado grandes tesoros a lo largo de su interminable deriva por los mares y le pregunta si tiene alguna hija que le pueda ofrecer en matrimonio. Daland tiene una hija y la codicia le puede…

Acto 2

En casa de Daland, las mujeres esperan la llegada de los marineros, Senta extasiada observando el retrato del holandés, canta la balada del barco fantasma. Todas creen que está un poco loca y se marchan a recibir a los marineros. Llega Erik, su prometido, que se queja de que Daland no lo aprecia en absoluto. Aunque Senta afirma que le ama, el joven observa inquieto el aprecio que la joven siente por el retrato de ese marinero desconocido. Cuando Daland llega a su casa acompañado del holandés, lo presenta a su hija como su futuro marido, si ella acepta. La corriente de simpatía entre los dos es inmediata y ella finalmente aceptará.

Acto 3

Los marineros preparan sus enseres cantando alegremente, pero la algarabía se acaba cuando se dan cuenta de la verdadera naturaleza del barco que hay anclado al lado. Erik intenta convencer a Senta, para que no se vaya con el holandés, recordándole los mejores momentos de su noviazgo y ella empieza a dudar.  Cuando el fantasma aparece en la escena, cree que Senta no es sincera y le explica que es lo que le espera, si accede a seguirle. Seguidamente se apresura a zarpar convencido de que jamás podrá acabar con su maleficio. Aunque Erik intenta impedirlo, Senta se tira al mar para unirse con él.

PERSONAJES PRINCIPALES

El holandés, barítono.

Daland, marino comerciante, bajo.

Senta, su hija, soprano.

Erik, prometido de Senta, tenor.

Deutsche Oper

Podría tambien estar interesado por …

0